Por Patricia Gout

En este mes que dedicamos al estado de Veracruz, qué mejor que hablar de alguien que ha puesto tan en alto el nombre de dicho estado, llevando su arte y su talento a nivel mundial. Con 27 años de carrera artística, la soprano veracruzana Olivia Gorra es, sin duda, una de las artistas más distinguidas de México.

Originaria de Coatzacoalcos, desde muy pronto supo lo que quería hacer en la vida y no se detuvo hasta conseguirlo.

Olivia Gorra: "Para lograr mis sueños hice casi de todo"

Olivia Gorra: “Para lograr mis sueños hice casi de todo”

“Para lograr mis sueños hice casi de todo” nos cuenta… “Nunca me quedé cruzada de brazos y luché siempre. Hubo que hacer de todo un poco: desde cocinar hamburguesas, coser, ser mesera, cuidar niños, hasta lavar baños y muchísimas cosas más… Ir de puerta en puerta para buscar apoyo económico con tal de superarme…”

¡Y vaya que lo logró!… Cursó sus estudios en la Escuela Superior de Música del INBA y en los Estados Unidos en la Manhattan School of Music. Gracias a la supervisión especial de la legendaria cantante Jessye Norman,  fue elegida por ‘The Rolex Mentor y Protégé Arts Initiative’ como una de las mejores cantantes del mundo y también resultó triunfadora en el concurso internacional Traviata 2000. Ha cantado en el Metropolitan Opera House de Nueva York y ha compartido escenario con artistas como Plácido Domingo, Ramón Vargas, Andrea Bocelli, Rolando Villazón y Fernando de la Mora, bajo la batuta de grandes directores internacionales. Sus producciones discográficas incluyen ópera, canción popular y música mexicana.

El Consejo Mexicano del Deporte y Espectáculos Profesionales y la Anda, la honraron grabando su nombre en el Salón de la Fama. Aclamada por el público y los conocedores, la Unión de Críticos de Teatro y Música la ha distinguido como la soprano más importante de México. Fue designada por el Presidente como ‘Embajadora de Turismo Cultural de México para el Mundo’. La Embajada de Austria le otorgó la Medalla Mozart y recibió también la Medalla Agustín Lara, las Llaves de la Ciudad de Sacramento, California, y otras muchas importantes distinciones más.

Disfrutamos de su participación como solista en la Inauguración de los XVI Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011, y formó parte de Mujeres del mundo cantan por una vida sin violencia, ganando junto a sus colegas internacionales el reconocimiento de Las Lunas del Auditorio en la categoría de World Music. Entre otras actividades recientes, el estreno de la película Luna Escondida, donde interpreta junto con Aída Cuevas la canción “Lamento”, la llevó a recibir de manos de los Periodistas Cinematográficos de México una distinción especial por su destacada participación y por su trayectoria.

Todos estos logros y reconocimientos no han cambiado su carácter, y si algo realmente la distingue es su sencillez y su encanto. Olivia es una mexicana de esas de las que necesitamos tantas. No solo por su calidad como artista, maestra, esposa y madre, sino por su compromiso a favor de lo nuestro.

 Ha cantado en el Metropolitan Opera House de Nueva York y ha compartido escenario con artistas como Plácido Domingo, Ramón Vargas, Andrea Bocelli, Rolando Villazón y Fernando de la Mora, bajo la batuta de grandes directores internacionales.

Ha cantado en el Metropolitan Opera House de Nueva York y ha compartido escenario con artistas como Plácido Domingo, Ramón Vargas, Andrea Bocelli, Rolando Villazón y Fernando de la Mora, bajo la batuta de grandes directores internacionales.

“El reto más grande en mi opinión es saber hacer uso adecuado del presupuesto para la cultura y las artes. Hay por ejemplo centros culturales que se construyen pero no se activan adecuadamente. El artista se hace con educación pero también en el escenario, y en México hay excelentes escuelas, pero no hay quien presente a los próximos artistas después… Y sin embargo en México somos libres: Tenemos la opción de educarnos hasta donde queramos y de tener varias metas a la vez”-

Olivia es una optimista sobre el futuro, cosa que queda plenamente demostrada en su agenda llena de nuevos proyectos e iniciativas. Escucharla interpretar nuestras canciones es comprender cómo se lleva y se transmite México desde el fondo del alma….

“Me gusta cuando los mexicanos hablamos bien de nuestro país. De lo bueno ¡Que es muchísimo! México es la gente, los niños, los trabajadores, las familias que viven día a día buscando y luchando por un sueño. Nuestra patria necesita que la entendamos y la defendamos… Pero hay que ir a ver las cosas buenas en persona. y ese caudal se expresa especialmente en la cultura y las artes. Para hablar bien de México hay que llenarnos de lo mejor que tiene…”

Próximamente podremos disfrutarla en el Auditorio Nacional con la ópera Turandot. Para conocer sus próximas presentaciones y su produccción discográfica, se encuentran en el sitio  www.oliviagorra.com

¡Gracias Olivia y mucha suerte para ti siempre!